sábado, 20 de agosto de 2011

Buñuelos de crema pastelera



Para morirse de buenos...

Ingredientes:

Para la masa:

- 125 Gr. de Harina simple de trigo
- 80 Gr. de Mantequilla
- 1/4 l. Agua
- 1 pizca de sal
- 4 Huevos

Para la crema:

- 1/2 l. de Leche Entera
- 1 Cáscara de limón
- 1 Ramita de canela
- 3 Cucharadas soperas de ázucar
- 3 Cucharadas soperas de Tamatina o Polvo de Natillas

Así se hace

En una cacerola se pone el agua, la mantequilla y la sal, cuando esté disuelta la mantequilla se aparta y de un golpe se añade la harina, con una cuchara de madera se mezcla bien hasta que no tenga grumos y la masa se desprenda de los bordes de la cacerola. Se vuelve a poner a fuego lento y se añaden de uno en uno los huevos y se van ligando bien con la masa. Se aparta (y sin dejar reposar), se pone en una sartén con abundante aceite de oliva, y con una cucharilla de postre se va cogiendo un poquito de masa para freir en la sartén, aquí hay un truco de la abuela que consiste en mojar un dedo en agua para que la masa se deslice bien de la cucharilla al sartén, tenga en cuenta que no es necesario darles la vuelta, ya que al "inflarse" la dan sola. Se frien de a poco para que no se enfríe el aceite. Una vez fritos todos los buñuelos, se ponen en papel de cocina para que eliminen el sobrante de grasa y se reservan.
Para la crema, ponemos al fuego la leche, con el ázucar, la canela y la cáscara del limón, tenemos preparado un pequeño vasito con leche donde hemos disuelto las 3 cucharadas de Tamatina, una vez que hierva la leche vaciamos el contenido del vasito en el cazo y con una cuchara de madera le damos vuelta constantemente para que no se nos pegue y va espesando poco a poco. Una vez en su punto, le retiramos la canela y la cáscara del limón. Se deja enfriar a temperatura ambiente.
Para finalizar, con unas pequeñas tijeritas hacemos un corte, tipo bocadillo, a los buñuelos y los rellenamos con la crema una vez fría.
Se sirven bien fríos y con ázucar glass por encima.
También se pueden rellenar de nata montada o trufas.

¡¡Qué aproveche!!